El escudero guardián

Un joven de 17 años, uno de los tantos que protestan en Caracas contra el gobierno de Nicolás Maduro, corrió para salvar a David Vallenilla aquel 22 de junio, el día en el que un funcionario de la Aviación le disparó a quemarropa frente a la base militar de La Carlota. Pero no llegó a tiempo. Después de ver cómo asesinaron a su compañero y tras recibir tiros de perdigones en su pierna, este joven nacido y criado en Catia, el extremo oeste de la capital, ha regresado a cada convocatoria para manifestar porque dice que Venezuela es como su madre, a la que quiere rescatar y proteger. A más de 100 días de protestas, compartirmos esta microcrónica que cuenta ese país que mira hacia adelante.

DEJA TU COMENTARIO |

*